fbpx
LocalPortada

Marcelo Jiménez: «Ojalá podamos atender a todo el mundo en las mejores condiciones»

Jefe de cirugía torácica del hospital de Salamanca, profesor de la USAL e investigador del Ibsal

Casi es un salmantino más; de hecho, él mismo se considero como adoptado por una ciudad en la que la investigación y la sanidad juegan un papel fundamental.

Hablamos de Marcelo Jiménez, jefe de cirugía torácica del hospital de Salamanca, profesor de la USAL e investigador del Ibsal, tres vertientes que tienen mucha relación entre sí.

Granadino de nacimiento, la gran parte de su experiencia profesional la ha desarrollado en Salamanca, donde lleva trabajando desde finales de 1993 tras formarse en Madrid y trabajar en Toronto y Granada, antes de recalar en la capital del Tormes.

Precisamente, Jiménez aterrizó en Salamanca con un proyecto junto a Gonzalo Varela sobre cirugía torácica; en un principio solo con actividad clínica, posteriormente con la docencia y, finalmente, y tras su creación, con la investigación en el Ibsal ahora como grupo establecido.

“La pandemia nos ha trastocado a todos y lo hemos notado especialmente en los pacientes que no han acudido a tiempo al médico, cuya enfermedad se ha diagnosticado más tarde de lo normal. Nuestra especialidad requiere de salas de recuperación por la importancia de las intervenciones y, durante la pandemia, esos espacios estaban ocupados por zonas covid. Es uno de los grandes efectos negativos de esta situación”, reconoce Marcelo Jiménez.

Pero, ¿cómo es cada una de las labores que realiza el jefe de cirugía torácica del hospital de Salamanca?

Labor docente

“Ha habido muchas clases ‘on line’ durante la pandemia, pero en este curso hemos intentado hacer una mezcla de las dos y ha funcionado de una manera adecuada. Pero no se ha recuperado la normalidad hasta que la situación mejore y más en una especialidad como la medicina, en la que el 70% es presencial. Hacer ciertas cosas de manera ‘on line’ es complicado y por eso todos hemos hecho un gran esfuerzo”.

Labor de investigación

“Hay muchos aspectos que se han visto resentidos y que han tenido que parar, porque la colaboración ha sido más complicada. Tenemos alguna colaboración con el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), pero ahora todo ha cambiado y tuvimos que frenar esas colaboraciones por la pandemia. Poco a poco vamos retomando la actividad, mientras que otros proyectos sí se han mantenido porque no dependían tanto de la actividad clínica. Esperemos que el covid nos deja trabajar en aspectos muy importantes”.

Labor clínica

“Soy clínico y cirujano y reconozco que de todo, la cirugía es lo que más satisfacción me produce por el contacto con los pacientes, que es muy estrecho; es verdad que el investigador descubre cosas más importantes con tratamientos que pueden beneficiar a millones de personas. Yo he tratado a cientos de pacientes y, en el día a día uno tiene una mayor recompensa porque operar a un paciente, ver su evolución y que se cure, es muy enriquecedor”.

Nuestra estructura funciona al 100% para patologías que no son Covid y es verdad que con la pandemia se ha visto afectado este servicio, con mucho miedo a que se saturase el sistema; todo ello nos ha llevado a bajar la atención a otras enfermedades y recuperar la normalidad es lo mejor que nos podía pasar, para que la actividad no se frene. Hay enfermedades como la diabetes, la hipertensión, la EPOC… que siguen estando presentes”.

¿Lo pagaremos en el futuro?: “Yo creo que de cara al futuro, no. Lo veremos en los datos del año pasado cuando se verá que hay más mortalidad como consecuencia del covid y de otras enfermedades porque la atención no ha podido ser la óptima. Va a ser un análisis más retrospectivo que de cara al futuro y ojalá podamos atender a todo el mundo en las mejores condiciones y lo antes posible para hacer estudios a pacientes, cribados para tumores…”.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba