fbpx
Cosas de la vida

Pobre Felipe

 

Habría gozado y gozado de verdad con el vestido que lució la reina Letizia en los premios Princesa de Asturias. Carlos García Calvo hubiera escrito que iba vestida de reina. Fueron muchas las ocasiones en las que le dio un tirón de orejas a la madre de la Princesa Leonor por no lucir las piezas del joyero real o diseños que la realzaran, nunca mejor dicho

 

Quizá en esta ocasión, el diseño elegido, obra de la firma española The 2nd Skin&Co, se haya superado a sí misma. Le quitó el protagonismo a la protagonista. La reina, más que reina parecía una actriz del Hollywood clásico, en concreto con su atuendo recordaba, salvando las distancias a Grace Kelly en ‘La ventana indiscreta’ con aquel impresionante Christian Dior. A favor de la reina Letizia señalar que en aquella película Grace Kelly tenía 25 años, y la reina ahora casi le dobla la edad, el que viene cumplirá 50.

Los y las watchers como denominaba Carlos García Calvo a las y los seguidores de la reina Letizia estarán encantados con esta elección inspirada en los años dorados del modisto francés y por los complementos que lució en la alfombra azul del teatro Campoamor de Oviedo. Doña Letizia calzó salones de Manolo Blahnik y se adornó con las pulseras gemelas de Cartier y los impresionantes pendientes de chatones. En esta ocasión, la reina se decantó por un moño bajo.

Los Reyes, acompañados de la Princesa de Asturias y la Infanta Sofía, reciben en audiencia a los galardonados con las “Medallas de Asturias 2021”. Foto. Casa Real.

Pobre Felipe. Felipe Varela volvió a quedarse en el banquillo. No eligió a su ex modisto de cabecera para vestirla en las grandes ocasiones, tampoco lo hizo el Día de la Hispanidad. Felipe Varela ha colgado las tijeras y ya no corta trajes para la reina Letizia.  El último Varela que vistió uno rojo en 2019.

Ella apostó y ganó, en cambio le hizo sombra a su hija, que era la verdadera protagonista e impidió que la Princesa de Asturias luciera con la inseguridad propia de su edad la gracia de sus 16 años. No hay nada que envejezca más a una mujer que no ir vestida acorde con su edad, tanto si las mayores se visten de jovencitas, como si las chicas, lo hacen de adultas.

Llegada de los Reyes, sus hijas y la Reina Sofía al teatro Campoamor de Oviedo. Foto. Casa Real.

La Infanta Sofía, que tiene menos responsabilidades aunque le dé la mano a su hermana para apoyarla en todo, suele tener más abanico a la hora de elegir vestuario e ir más acorde a su edad. Eso sí, en estos Premios Princesa de Asturias la sombra alargada de su madre impide que la joven luzca como una adolescente de su edad. Al igual que su hermana, también se puso años encima con esa vestimenta.

Doña Letizia tiene estilistas que eligen los conjuntos que más le favorecen. Parece que dedican poco tiempo y de mala gana a escoger los vestidos que lucieron la Princesa de Asturias, que viajó desde Gales para entregar sus premios, y la Infanta Sofía.

Los Reyes y sus hijas en Santa María del Puerto, el Pueblo Ejemplar.

Pobre Felipe. Felipe VI, al que sin duda sus hijas le hacen partícipe y le preguntan si están o no guapas, como padre les dirá que sí, aunque la ropa que cuelga de sus armarios no sea la más favorecedora para sus altezas reales, les dirá que son las más. No le falta razón, las dos jóvenes son bellas y por lo que dicen los vecinos de Piedrafita de Babia, en León, muy cercanas y sonrientes.

 

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba