fbpx
Cultura

Dalí se hospeda en la Casa Lis hasta septiembre

La exposición “Dalí y la Divina Comedia” ha sido visitada por más de 60.000 personas

La exposición temporal Dalí y la Divina Comedia inaugurada en el Museo Art Nouveau y Art Déco – Casa Lis de Salamanca en marzo ya ha sido visitada por más de 60.000 personas de las cuales un 47% procedieron de otros países.

Debido a la alta demanda de público y grupos especializados que han solicitado al Museo nuevas visitas a la muestra, la institución ha decidido prorrogarla hasta el 11 de septiembre de 2022, de modo que todos los salmantinos y turistas nacionales e internacionales que se acerquen a la Casa Lis en agosto podrán disfrutarla con horario ininterrumpido cada día entre las 11 y las 20 horas.

Así, quienes se acerquen a la Casa Lis también lo harán a esta magnífica selección de los grabados de Dalí (1904-1989), uno de los grandes pintores surrealistas y de los máximos exponentes de este movimiento. Esta muestra les permitirá adentrarse en el particular mundo de uno de los artistas más universales del siglo pasado y vivir el mundo único y cargado de imágenes oníricas que desarrolló en su faceta como ilustrador.

En esta serie de La Divina Comedia, Dalí dota de imágenes a la obra escrita por Dante Alighieri, poeta y político considerado el padre del idioma italiano. Dante creó un patrón lingüístico al que bautizó como “toscano”. Es célebre además por escribir desde el exilio una de las obras cumbre de la literatura: “La Divina Comedia”. Esta obra no solo es una de las que revolucionó la literatura, ya que, además, Dante la escribió con una intención: es un ajuste de cuentas con aquellos que le condenaron injustamente en un juicio por el que tuvo que exiliarse y dejar su Florencia natal.

A través de este centenar de obras, Dalí, uno de los padres del Surrealismo, nos lleva al Paraíso, el Purgatorio y el Infierno. Dedicó 33 obras a cada uno de estos tres cantos del poema y una más para la introducción, alcanzando así el centenar.  Esta serie de xilografías surge como un encargo del gobierno italiano con motivo del 700 aniversario en 1965 del nacimiento de Dante Alighieri (Florencia, c. 29 de mayo de 1265 – Rávena, 14 de septiembre de 1321), algo que suscitó una gran polémica en Italia, ya que el artista seleccionado no era italiano. Finalmente, el gobierno decidió prescindir de los servicios de Dalí, algo que no le impidió continuar con el trabajo que ya había comenzado. Trabajó cinco años para dibujar un centenar de acuarelas y supervisó el proceso de transferirlas a las planchas de xilografía que fueron talladas a mano.

El recorrido expositivo se distribuye en tres zonas dedicadas a los cantos del poema: El Infierno, El Pulgatorio y El paraíso. De esta manera, el visitante se transporta dentro del mundo Dantesco realizando el camino que Dante recorrió con Virgilio desde la visión surrealista de Dalí. En esta exposición, tendremos la oportunidad de adentrarnos en su particular mundo, cargado de imágenes oníricas gracias a su faceta como ilustrador. Es precisamente a partir de los años treinta cuando en la obra de Dalí empiezan a tomar importancia las ilustraciones.

El 53% de todos los visitantes que ya han visitado la exposición desde marzo procedieron de ámbito nacional y el 47% restante, de otros países, destacando entre ellos los estadounidenses (5.903), franceses (4.965), portugueses (3.232), ingleses (2.960), alemanes (1.755), checos (1.542) e italianos (1.373). Por su parte y ya en el caso de los salmantinos, la cifra ascendió a 6.117 personas y en cuanto a otras provincias españolas, destaca la procedencia de madrileños (7.292), barceloneses (1.102), valencianos (992), vallisoletanos (851) y leoneses (602).

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba