Local

El Cristo de la Liberación duerme en Fonseca

La lluvia permitió que la Hermandad del Cristo del Amor y de la Paz procesionara su imagen

 

Diez minutos y diez más, pero al final el cielo dio una tregua y la Hermandad del Cristo del Amor y de la Paz pudo trasladar al Cristo de la Liberación desde la capilla del Cementerio hasta Fonseca

 

Pasaban treinta minutos sobre las once de la noche, cuando la Hermandad decidió que procesionaban su imagen. El acuerdo y la organización fue rápido y los hermanos se colocaron debajo de las andas y comenzó el traslado.

Previo a este intenso momento, los hermanos tuvieron miedo de no poder sacar a su Cristo de la capilla debido a la lluvia, por lo que muchos de ellos, expresaron su pesar con abrazos, lágrimas y recogimiento. Todo ello se superó al poder salir. Eso sí, la imagen del Cristo iba protegida para que el agua no la dañase.

El Cristo de la Liberación salió de la capilla del cementerio camino de la capilla del Colegio del Arzobispo Fonseca. Numerosos fieles y devotos de la imagen lo esperaban a la salida del Campo Santo y tuvo acompañamiento durante el recorrido por la Glorieta de Ramiro II, camino del Cementerio, Avda. Champagnat, cruce con el Pº de San Vicente, Espejo, Plaza de Fonseca, Fonseca hasta que la imagen del Santísimo Cristo de la Liberación, obra de Vicente Cid, recala en la capilla del Colegio del Arzobispo Fonseca.

Fotos. Cristo de la Liberación 

Mostrar más


Noticias relacionadas

Botón volver arriba