Economía

CSIF pide que el diálogo social deje de ser ‘parcial’ en Salamanca

Queda fuera de la mesa pese a ser mayoritaria en los trabajadores que dependen de administraciones públicas y en algunas empresas de calado

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios, Sindicato más representativo en el ámbito público y con creciente presencia en el sector privado, ha planteado a las diferentes administraciones, este lunes se ha reunido con la ministra de trabajo, la necesidad de ampliar la interlocución con diferentes agentes sociales y superar los viejos hábitos que polarizan la sociedad y ya no representan la diversidad ni el empuje de nuestra sociedad.

 

«Es tiempo ya de que el famoso Diálogo Social deje de ser un Diálogo Parcial y se amplíe a nuevos organizaciones empresariales, sindicales y ciudadanas. En una ciudad como Salamanca es increíble que no se cuente con las organizaciones que representan a los Trabajadores Autónomos, a otras organizaciones empresariales como CES o la propia Central Sindical Independiente y de Funcionarios que es mayoritaria en los trabajadores que dependen de administraciones públicas y en algunas empresas de calado», indica.

“La sociedad salmantina requiere el esfuerzo y la integración de todos los ciudadanos para superar sus dificultades y avanzar en la solución de sus problemas y, por ello debe integrar en los foros de diálogo a un mayor número de representantes de la sociedad, superando así la parcialidad, el inmovilismo y el encasillamiento tradicionales y dejando que nuevas organizaciones aporten ideas diferentes”, ha afirmado Federico Martín, presidente provincial de CSIF.

En ese sentido de renovación, al igual que lo hace en Salamanca, CSIF, ha trasladado a la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, una propuesta para reformar la Ley Orgánica de Libertad Sindical «para corregir el monopolio que actualmente ostentan CCOO y UGT y trasladar al ámbito sindical el pluralismo democrático de la sociedad española».

En este sentido, desde la Central Sindical Independiente y de Funcionarios, reclaman la modificación de la Ley Orgánica de Libertad Sindical «para que sea suficiente el 5 por ciento de representatividad para estar presente en los ámbitos de negociación, tal como ocurre en el ámbito político, donde se precisa únicamente entre el 3 y el 5 por ciento».

La legislación sindical actual establece una coraza que impide crecer a otras opciones legítimas y deja sin representación a muchos ciudadanos.

CSIF propone también reformas del Estatuto de los Trabajadores, del Reglamento de elecciones a órganos de representación de los trabajadores en la empresa para añadir transparencia a los registros de delegados de empresa (calcula que hay unos 80.000 delegados ‘fantasma’ en toda España); y el adelanto de la jubilación voluntaria a los 60 años, con una cotización mínima de 30 años con coeficientes reductores.

En materia de reforma laboral, CSIF plantea la derogación del despido por faltas de asistencia justificadas, así como del despido por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción en el sector público.

CSIF también ha llevado a la ministra la ampliación del complemento por maternidad a partir de un hijo (la ley solo lo recoge a partir de 2 hijos) y que se aplique también en los casos de la jubilación voluntaria.

Asimismo, CSIF reclama la homologación de las pensiones de clases pasivas con las del régimen general y por otro que también se permita, por una sola vez y con carácter voluntario, que el personal perteneciente a clases pasivas pueda ser incluido en el Régimen General de Seguridad Social a efectos de pensión.

CSIF finalmente, ha pedido a la ministra que apoye la propuesta de CSIF para crear la figura del delegado en Igualdad y Violencia de Género, para trasladar al ámbito laboral una figura especializada en esta materia que pueda apoyar a las mujeres y cerrar asimismo espacios de impunidad.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba