Castilla y León

Lágrimas de emoción y tristeza de Verónica Casado al recordar a sus compañeros fallecidos

La consejera de Sanidad de la Junta de Castilla y León no pudo contener las lágrimas en su intervención en Las Cortes.

 

A veces no nos de que detrás de cada político hay una persona, un ser humano; en ocasiones, hasta a ellos mismos se les olvida. La dura situación por la que atraviesa España con motivo de la Covid-19 está dejando un sinfín de historias amargas, de añosa arrebatados y de vidas que se destrozan de la manera más cruel posible.

Por. Chema Díez Juan

Por eso, si cabe, la humanidad y el sentimiento de los políticos está, en ocasiones, a flor de piel. Y un buen ejemplo de ello ha sido el final de la intervención de la consejera de Sanidad, la doctora Verónica Casado, quien no ha podido contener ni la emoción ni las lágrimas al recordar a sus compañeros fallecidos por el coronavirus.

Así, Casada ha indicado que “ni puedo ni debo terminar sin hacer una mención especial a Isabel Muñoz, médico de familia en el centro de salud de La Fuente de San Esteban; Antonio…”, primer momento en el que la emoción llegó a su palabras, pero se repuso y dijo: “Tengo que poder…”.

Verónica Casado, con lágrimas y sentimiento en sus palabras prosiguió: “Antonio Gutiérrez; a Luis Hernández Mateos; a Marisol Sacristán, celadora en el hospital de Segovia, cuando lo siento. Y a Yolanda Hernando”, auxiliar de un hospital de Burgos. Tras su intervención, sus compañeros allí presentes rompieron en aplausos para apoyar las sinceras palabras de la consejera de Sanidad en estos duros momentos.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba