Cosas de la vida

Las fortunas españolas que han ganado más dinero en la pandemia

Juan Roig, Hortensia Herrero, Fernando Roig y Alberto Palatchi, entre los más favorecidos

El año 2020 no ha sido malo para todos; eso sí, solo una minoría podrá decir que este año ha sido mucho mejor que los anteriores, ya que la pandemia se está cobrando demasiadas víctimas mortales y económicas.

No en vano, 2020 está siendo un buen año para algunos de los empresarios más ricos de toda España, pese a la crisis del coronavirus. Así, ha habido cuatro empresarios (hay más), que se han visto muy favorecidos económicamente durante esta pandemia, según revela la revista especializada Forbes.

Juan Roig: accionista mayoritario de Mercadona, salta del quinto al tercer puesto del ranking gracias a los buenos resultados de Mercadona y la evolución de la facturación del sector de distribución durante la crisis de la Covid-19. Su riqueza ha aumentado un 52% en el último año, pasando de 2.700 millones en 2019 a 4.100 millones en 2020. Durante la crisis del coronavirus, Mercadona ha implementado más de cien medidas para salvaguardar a los clientes y empleados de la pandemia, lo que ha supuesto un gasto extraordinario de más de 100 millones de euros, mientras que Juan Roig ha dedicado unos 70 millones procedentes de los dividendos para activar la economía productiva y social, señala Forbes.

Hortensia Herrero: segunda mayor accionista de Mercadona, es protagonista junto con su marido Juan Roig del despegue de Mercadona en España y su actual expansión a Portugal. Su riqueza ha aumentado un 50% de 1.600 millones en 2019 a 2.400 millones en 2020.

Fernando Roig: propietario del grupo cerámico Pamesa, el séptimo mayor fabricante del sector del mundo, y tercer accionista de Mercadona, por detrás de su hermano Juan Roig y su cuñada Hortensia Herrero, con el 9% del capital. Es también el principal accionista del Villareal CF. Fernando Roig ha dado un salto espectacular en su riqueza gracias a la mejora de la valoración del grupo de distribución Mercadona, pasando de 900 millones en 2019 a 1.300 millones en 2020, un 44% más.

Alberto Palatchi: ex propietario de Pronovias, la marca de vestidos de boda de la que vendió el 90% a BC Partners por 509,1 millones en 2018 y de la que retiene un 10%, controla a través de su hoding inversor, Galma Capital, dos de las sicav más rentables del país: Gesprinsa y Hermoprisa. Alberto Palatchi cuenta con una cartera inmobiliaria de activos comerciales en renta e invierte en obras de arte. La rentabilidad de sus inversiones hace subir su riqueza como la espuma. Su riqueza a aumentado de 950 millones en 2019 a 1.200 millones en 2020, un 14% más.

Los ricos que han entrado en el top del dinero son empresarios que se han enriquecido al calor de la valoración de sus sectores. Es el caso de Dolores Larrañaga (accionista de Solaria), José María Galíndez (Solarpack) o Manuel García Pardo (Greenalia), que operan en energías renovables, uno de los sectores considerados de mayor futuro y mejor valorados.

Entre los que ya no están en la lista, según Forbes, hay nombres de relevancia. Conservan todo su potencial, pero este año la bolsa y la valoración de sus sectores les ha jugado una mala pasada. Entre ellos, Jesús Núñez, que mantiene una participación en la Universidad Alfonso X aunque vendió una participación relevante; Álvaro Sáenz de Vicuña, financiero; o Adolfo Utor, presidente y accionista de Baleària.

También han salido los Villar Mir, accionistas de OHL, Fertiberia y otras empresas, que están acuciados por la crisis; o Eustasio López, del grupo Lopesan, presente en turismo, un sector muy golpeado, y construcción en Canarias.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba