Economía

2020, el año para olvidar en el campo salmantino

El presidente de Asaja Salamanca explica que hay que cuidar a los que producen los alimentos

Es imposible separar el año 2020 de la pandemia de la Covid-19, que también ha afectado, y mucho, al sector agroganadero.

“Es un año para olvidar”; se puede decir más alto, pero no más claro. “Iniciamos 2020 inaugurando las oficinas, en un acto enfocado para realzar la unidad del sector. Fue a finales del mes de enero y se convocó a todos los sectores del campo, igual que los políticos y queríamos hacer un llamamiento de reivindicación, unidad y fuerza, y fue un éxito”.

Éste ha sido el primer recuerdo del año que ha puesto encima de la mesa el presidente de Asaja Salamanca, Juan Luis Delgado, quien ha realizado un balance de lo que ha sido este 2020 que pronto se nos va.

“En marzo, la pandemia cambió nuestra estrategia y nos dedicamos a hacer lo que la sociedad demandaba: producir alimentos de calidad y garantizar el abastecimiento al país, sin que hubiese ningún problema. También sufrimos los ataques de la especulación de los intermediarios, intentando tirar los precios en origen en el vacuno de vida, el ovino… e impulsar a las lonjas para que bajasen precios o se suspendiesen, en un claro abuso del sector agrario. El problema de los precios es algo que seguimos padeciendo”, aclara Delgado.

El inicio de la campaña de cereal fue injusto, porque se intentó bajar los precios y luego se demostró que no había ninguna causa para ello. Más tarde desarrollamos la sectorial de patata, con unos precios muy bajos para el productor y muy altos para el consumidor y donamos 5 toneladas de patatas como acto solidario y reivindicativo”.

Asimismo, los “ataques de lobo, buitres y la presencia de jabalíes ha sido una constante y hemos visto cómo se propone el cambio de normativa de protección del lobo, algo que lo tiene ya en nuestra zona y ahora el Ministerio quiere hacerlo en toda España, con los inconvenientes que puede tener esto para el ganado”.

Sobre la PAC, indicó que “se mantiene el mismo presupuesto que en el pasado periodo 2014-2020 y si éste nuevo es para otros siete años más, ya es una reducción. 47.500 millones en España, con 2.130 millones por año y 1.076 para Salamanca cada año, que veremos qué condiciones tiene y hay que repartir entre más actividades”.

Además, para Delgado, la subida del IVA de las bebidas azucaradas afecta al sector remolachero, con muchas familias que viven de este sector y más siendo España el país más competitivo. Se ha avanzado mucho y nos encontramos con que se hace una política a la contra para nuestros intereses”.

También “reprochamos los ataques por parte del ministerio de Medio Ambiente en contra de la Tauromaquia, que vive una gran crisis, denigrando a este sector del ganado bravo, al igual que la propuesta del cambio de estatus del lobo, un palo para los ganaderos. Hemos apoyado a varias consejerías para que no salga esta normativa adelante”.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba