Economía

Lo que pierden los ganaderos salmantinos por cada cerdo ibérico un año después

Cada cochino de cebo de campo y cebo vale 82 y 54 euros menos respectivamente

El sector del porcino ibérico es uno de los que se ha visto más afectado por las bajadas de precios derivadas de la pandemia de la Covid-19.

La Lonja de Salamanca ha demostrado cada semana de este 2020 que la realidad del porcino se venía abajo, con un descenso del precio en origen que ha terminado por golpear más al ganadero.

Así, cada cerdo de cebo de campo y cebo ha perdido la friolera de 82 y 54 euros en solo un año; eso es lo que desprende la primera cotización del año 2021 en la Lonja de Salamanca en comparación con la primera del ejercicio 2020, en una ruina total para el productor.

El cebo de campo (155 kilos de media) cotizaba el 7 de enero de 2020 a 1,97-2,07 euros (2,02 euros de media), lo que suponía un precio por animal de 313,1 euros, mientras que en la primera Lonja de 2021 los cochinos de cebo tienen un precio de 1,44-1,54 euros (1,49 euros de media), o lo que es lo mismo, 230,95 euros por animal.

Algo parecido aunque en menor medida ocurre con la categoría de cebo ibérico, cuyo primer precio de 2020 fue 1,74-1,84 euros (1,79 euros de media), para un total de 277,4 euros, mientras que en este 2021 su precio ha bajado hasta los 1,39-1,49 euros (1,44 euros), o 223,2 euros por cada cochino.

Este descenso en los precios le resta 82,15 y 54,2 euros a cada cerdo de cebo campo y cebo respectivamente, en solo un año.

En el caso de los cerdos ibéricos de bellota, cada ganadero pierde casi 180 euros de media por cada animal en relación a la cotización del año anterior.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba