fbpx
Castilla y León

Educación aprueba los temarios con el curso empezado

Los currículos incorporan el estudio cronológico de la historia, la filosofía en cuarto de la ESO y el peso de segundos idiomas

El Consejo de Gobierno aprobó hoy los planes de estudios de las etapas educativas de Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato, cuyos borradores se hicieron públicos en mayo para que el profesorado pudiera preparar su material didáctico.

Ical.- Castilla y León completa así con contenidos pedagógicos propios los aspectos educativos comunes y básicos que para todo el país establece la LomLoe. Los currículos cumplen la norma básica estatal y palían las deficiencias planteadas por el Ministerio de Educación y Formación Profesional, incluyendo cuestiones como el estudio cronológico de la Historia, la Filosofía en Cuarto de la ESO y el peso de las segundas lenguas extranjeras.

En concreto, la Junta se dio el visto bueno a los cuatro decretos que establecen los currículos para las enseñanzas de Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato, unos textos que ya eran públicos desde mayo con el objetivo de que los docentes pudiesen ir preparando sus programaciones y materiales didácticos.

Un comunicado de la administración autonómico señaló que uno de los principales retos a los que se ha enfrentado ha sido homogeneizar los currículos de las cuatro etapas e imprimir un carácter progresivo de las enseñanzas, puesto que los textos ministeriales tendían a “reproducir trabajos elaborados por separado sin conexión entre ellos”.

Es por ello que precisó que Castilla y León ha “paliado” en estos textos las “deficiencias” que presentan los planes de estudios nacionales a través del 40 por ciento que corresponde regular a las comunidades autónomas.

Por lo tanto, los decretos incorporan, como elementos nuevos, un mapa de relaciones competenciales, que permitirá a los centros visibilizar el desarrollo competencial del alumnado, y un mapa de relaciones criteriales, que ayudará a los equipos docentes a la toma de decisiones objetivas sobre la promoción y, en su caso, titulación del alumnado.

En la tramitación de los cuatro decretos, se ha cumplido con los trámites de consulta previa, participación ciudadana y audiencia e información pública, que se han sustanciado a través del Portal de Gobierno Abierto de la Junta de Castilla y León.  También se ha recabado el dictamen del Consejo Escolar de Castilla y León y del Consejo Consultivo de Castilla y León.

En los decretos de Infantil y Primaria, se añaden nuevos objetivos centrados en el conocimiento, la conservación y la valoración de los elementos propios de la Comunidad.

Se han incrementado también los principios generales en cada una de las etapas, fomentando la garantía de igualdad de oportunidades, la concepción de los centros como espacios de aprendizaje y socialización, la constitución de esta etapa como un proceso educativo, continuo, global, evolutivo y participativo, la atención individualizada y la coordinación.

Además, en el caso de Primaria, se le ha dotado de una identidad propia y ajustada a las características de Castilla y León, al incorporar también contenidos transversales y principios pedagógicos de la etapa, propios de la Comunidad.

Contenidos transversales

El decreto de Secundaria Obligatoria integra objetivos propios vinculados a la realidad de Castilla y León y se han incorporado contenidos transversales, principios generales y principios pedagógicos propios de la Comunidad. En esta etapa, la Consejería de Educación apuesta por mantener la asignatura de Filosofía en Cuarto de ESO y las segundas lenguas extranjeras con el mismo peso que tenían con la anterior regulación.

En Bachillerato, se han incrementado también los principios generales, fomentando la garantía de la igualdad de oportunidades y la concepción de los centros que imparten Bachillerato como espacios de aprendizaje y socialización. Asimismo, se establece dicha etapa como un proceso educativo evolutivo que desarrolla las distintas dimensiones del alumnado como continuidad de la ESO y como experiencia y preparación para la incorporación a estudios superiores y para la inserción laboral.

Concretamente, el currículo recoge en Lengua Castellana y Literatura el estudio de obras como ‘El Lazarillo de Tormes’, ‘La Celestina’ o ‘El Quijote’. Asimismo, los alumnos castellanos y leoneses recibirán las mismas horas y los mismos contenidos que hasta ahora en la asignatura de Historia de España, manteniéndose el estudio de forma cronológica y no solo desde 1812. De este modo, en segundo curso, se abordará la romanización, las invasiones germánicas, la Monarquía visigoda, el origen de los reinos de León y Castilla o la conquista de América.

La nota de la Junta concluyó que los nuevos currículos son “muy accesibles” para profesorado y familias, sobre todo, en orientaciones y recursos prácticos. Establecen, además, pautas que facilitarán a los docentes realizar una evaluación objetiva de los aprendizajes del alumnado. Por último, amplían las posibilidades de elección de materias en ESO y Bachillerato.

La Junta mantiene la carga horaria de áreas y materias instrumentales con estos currículos a la vez que impulsa la tecnología y la digitalización, reforzada en las etapas de ESO y Bachillerato. Una iniciativa que ayudará a sostener el nivel de “excelencia” del sistema educativo de la Comunidad, reconocido por múltiples informes internacionales.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba