fbpx
Cosas de la vida

Patricia Conde, de Masterchef: «No puedo con las mentiras»

Patricia Conde escribe un mensaje en sus redes sociales contando su experiencia en Masterchef Celebrity donde ha estado entre fogones.

Su ‘despiece’ comienza diciendo que un día nos dijeron ‘esto es un show, no un programa de cocina’. «Ha habido amor, ha habido Guerras, yo siempre he sido partidaria del amor y del humor. Y cuando me gritan o no me tratan bien, no lo sé gestionar».

Asegura que se bloqueó «ante tanta presión, (que ya venía bloqueada desde que echaron a Isabel Junot), no solo la del cocinado, sino la de toda la gente que tenemos en frente dando órdenes y sobre todo de lo que dirán de nosotros en redes sociales después. Que ya sabéis algunas terribles consecuencias».

Es sincera al decir que nunca había visto Master Chef y quisó investigar desde dentro. «Les estoy eternamente agradecida por la oportunidad de que todos me hayan conocido y ahora sepan que soy actriz y no presentadora por ejemplo. Lo he dicho muchas veces, soy sensible y vulnerable y mi salvavidas es el sentido del humor. Nos dicen que cocinemos, que peleemos, que hagamos un show divertido, como los que nos ha ofrecido mi querido Xavier».

Explica que cada uno vive las experiencias a su manera, «no todos somos iguales, a mí me gusta tratar a todos mis compañeros con respeto pase lo que pase, ayudar cuando he podido y en lugar de sacar el estrés gritando o insultando a los demás he preferido reírme de mí misma e inmolarme con un divertido show para quitarle hierro al asunto. Yo no le pedí a nadie llegar a la final. Yo no eché a Isa o a Nico, de hecho me pareció injusto y me hubiera cambiado por cualquiera de los dos, ellos lo saben».

«Quiero pedir perdón a mi familia (ellos saben bien que si no duermo no funciono) amigos, al equipo de Master Chef y a todos los que han creído en mí más que yo misma. Pero, ¿sabéis lo que os digo?, que el giro de la película era que Manu se llevara la chaquetilla porque se lo merecía más que nadie y me sobraban los motivos para hacer lo que hice», matiza.

Por último, pide perdón por no haber sido más competitiva y ambiciosa. «Soy así, cómo habéis visto, tímida, algo rebelde, muy sensible y payasita, y sobre todo no puedo con las mentiras y antes de ofender a un compañero o creerme mejor que nadie, prefiero reírme de mí misma y ofrecer el show que tanto me pidieron cuando me echaron. Es televisión, no es real».

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Patricia Conde (@paticonde)

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba