fbpx
Local

Si el euro te incomoda, paga con ecos

Un eco equivale a un euro. Es posible intercambiar euros por ecos, pero no al contrario. Y entre estas dos monedas existe una gran diferencia: una de ellas, en realidad, no existe físicamente y está en una especie de limbo, en concreto, en uno llamado Internet. Es la “moneda social” de quienes buscan una alternativa al dinero convencional, como es el caso del grupo EcoRed Salamanca.

El objetivo principal de esta agrupación asamblearia es el “intercambio de bienes y servicios, preferentemente de primera necesidad, mediante moneda social creada por la mutua confianza”. Al mismo tiempo, EcoRed propone la “constitución de la cooperativa integral como forma legal de cobertura de actividades económicas” que permite la “autogestión” a sus integrantes “frente al mercado y economía capitalista, y frente a las instituciones políticas”.

Este dinero virtual se gestiona a través de el sistema de intercambio público denominado CES (Community Exchange System, es decir, Sistema Comunitario de Intercambio), utilizado a nivel internacional. Grupos de todo el mundo que apuestan por el eco como alternativa forman parte de CES, donde también EcoRed Salamanca tiene su parcela propia (es posible registrarse aquí).

A pesar de que se apuesta por la moneda virtual, los euros también están permitidos en EcoRed Salamanca, aunque con ciertas limitaciones. Así, cuando se trate de prestar un servicio, al menos la mitad de su precio deberá ser en ecos y, en cuanto a la compra de bienes, esta deberá incluir un mínimo de moneda social equivalente al 10 por cierto del precio final, tal y como se explica en las bases de funcionamiento, aprobadas el pasado febrero.

En cuanto a las horas de trabajo, el precio establecido deberá estar entre los 5 y los 10 ecos, y cada miembro deberá abonar al mes 0,75 ecos en concepto de mantenimiento. Asimismo para evitar desigualdades, “la deuda máxima, así como el crédito máximo, será de 100 ecos en 6 meses”.

[quote_box_right]

¿QUIÉN PUEDE SUMARSE?

Los “pequeños productores locales o lo más cercanos posibles” son bienvenidos en EcoRed Salamanca, que tiene como norma rechazar la posibilidad de ser miembros a las “empresas multinacionales, o que no respeten los derechos humanos”.

En ese sentido, el grupo apuesta por productores libres de “explotación de trabajo asalariado”, por lo tienen prioridad “actividades sin personal asalariado o los menos posibles”, como “empresas de economía social o cooperativas”.

Los nuevos miembros que llevan a cabo actividades que respeten la naturaleza o aquellas que apuesten por la “igualdad en la valoración del trabajo manual e intelectual” son bienvenidos por este colectivo.

[/quote_box_right]

Más de 250 ofertas

Todo lo que EcoRed Salamanca puede ofrecer se encuentra recogido en un listado incluido en CES y compuesto por más de 250 propuestas, con sus correspondientes precios en ecos, euros o ambas monedas, según el caso. Paellas por encargo, clases de baile, arreglos de jardinería, masajes, galletas artesanas, gominolas caseras, corrección de textos, cuidado de mascotas, mermeladas naturales o enseñanza de la lengua de signos son sólo algunas de las propuestas disponibles.

Ferias promocionales

EcoRed Salamanca toma sus decisiones en las asambleas llevadas a cabo en el CSA (Centro Social Autogestionado) Villafría (calle Cuello Calón, 16), su centro de operaciones, donde también organiza ferias para promocionarse (el domingo pasado tuvo lugar la 8ª edición). Durante las ferias, los integrantes de EcoRed ponen a la venta sus productos, ofrecen servicios y explican a los interesados qué es y cómo formar parte de la iniciativa.

FERIAS ECORED, EN IMÁGENES: VER GALERÍA

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba