Local

Patinazo olímpico

Nervios en el equipo de Gobierno municipal al anunciar la participación de David Ferrer en las Ferias y el posterior desmentido del tenista

Este martes por la tarde cundió el pánico en la primera planta del Consistorio charro, donde se encuentran los integrantes del gobierno municipal, aunque cuentan a este confidente que ninguno de ellos estaba de cuerpo presente en tan distinguida zona. El origen del pánico era que, a pocos minutos de las cinco y media de la tarde, el tenista David Ferrer desmentía a través de twitter su presencia en las ferias y fiestas de septiembre. Horas antes, el propio Ayuntamiento anunciaba con un comunicado de prensa la participación de referentes del tenis español, David Ferrer entre ellos, en los días festivos en honor a la Virgen de la Vega, como atractivo de las actividades programadas.

 

Antes de la llegada del pánico, hubo mucho desconcierto entre los propios concejales. Más nervios llegaron cuando el desmentido del tenista trascendió a los medios de comunicación. Cuentan a este confidente que decenas de mensajes se cruzaron en los grupos de whatsapp, se buscaban al culpable del patinazo porque era bochornoso, algo inaudito y vergonzante. Las redes repicaron la noticia y el propio tweet del tenista, convirtiéndose en viral. Era un esperpento mayúsculo, inmerecido para un Ayuntamiento como el de Salamanca.

Había dudas sobre el origen de la metedura de pata. Los periodistas nos preguntábamos si el responsable era de los “nuevos” de Ciudadanos, pero éstos lo negaron de inmediato para pasar la pelota -nunca mejor dicho- a la cancha del concejal responsable, el de Deportes: Julio López Revuelta. Nadie daba crédito. Parecía imposible que un concejal con más de dos décadas -¡20 años!- a sus espaldas, hubiera sido la víctima de una trola como ésta. El propio concejal, según cuentan a este confidente, entró en cólera y llamó para borrar todo rastro de la nota de prensa oficial donde se había anunciado la falsa presencia del tenista. Las formas para hacer las cosas no fueron las mejores, pudo la soberbia del momento y la crisis no paraba, con gran enfado entre concejales del gobierno municipal por un fallo inconcebible para quien lleva tantos años en la cancha.

Según pasaban las horas, ya no había dudas. No había sido una trola del organizador al concejal, tampoco un cambio de última hora. La realidad era que se habían planteado algunos nombres de tenistas para celebrar la actividad, el concejal de deportes quería anunciarlos para apuntarse un tanto antes de agosto y se cayó con todo el equipo. Se precipitó, le pudo el ansia de tener algo que vender. Hasta la Federación de Tenis de Castilla y León salió al paso de la polémica generada para aclarar que no estaban confirmados los nombres anunciados por el ayuntamiento. Más leña en las redes y mucho más bochorno. El patinazo ha sido épico y también olímpico, como el propio damnificado: el tenista David Ferrer, a quien nadie ha pedido disculpas por traerlo a la ciudad del Tormes sin su permiso. Ventaja al resto.


Noticias relacionadas

Un comentario

Deja un comentario

Botón volver arriba