Opinión

Hacia rutas salvajes…

 

Para un agosto caluroso, pues cine de verano. Cine yóguico. Ponemos encima de la mesa, la filosofía, bases y fundamentos del Yoga, a través del arte de ver pelis. Una idea veraniega para complementar tu práctica.

 

En primer lugar, por suerte tenemos un amplio abanico cinematográfico sobre yoga y meditación. Hay películas con tono documental que están interesantes. Y en segundo lugar, mi propuesta es ver pelis que quizás ya hayas visto, pero esta vez con tus ojos de yogui. Mola, ¿eh? Pues esto de postre.

Dentro de la primera parte que os comento, películas dedicadas al yoga y el mundo de la  conciencia, hoy tenemos un documental Enlighten Up (Hasta la iluminación -en español). Es un documental con subtítulos del año 2008 y la directora es Kate Churchill.

La verdad es que este documental expone la idea de un periodista escéptico, pero abierto a todo el tema del yoga. Transcurre todo el film acudiendo a clases de distintos tipos de yoga por Occidente e India. Es mejor verla y sacar uno su propia opinión. En la mía, lo guay es que es una de las películas que salen más maestros juntos. Ahí lo dejo.

Como os decía, en segundo lugar, el espacio Yoga de verano: Hacia rutas salvajes (Into the wild). También es del año 2008, dirigida por el guaperas Sean Penn. Y por supuesto a destacar la música de Eddie Vedder. Yo la he visto un par de veces y la primera me pareció tener un ritmo lento, la segunda la disfruté más.

Tiene un fondo muy potente sobre la búsqueda del sentido de la vida y de la felicidad. En el aspecto yogui, en realidad para mí es la esencia de aparigraha: que es otra de las bases del yoga, menos es más. También está entre estas letras de las columnas. Esa idea de poseer, en lo referente a lo material, solo lo que realmente da sentido a tu existencia.

A ratos, con momentos durillos en los que no te gustaría estar en el pellejo del prota. Yo realmente la vi por la bonita furgoneta que retrata su portada y por el título. Un poco en plan por el lado más salvaje de la vida. Y resultó ser un gran descubrimiento.

Y la reflexión que te queda es: ¿es más feliz el que más tiene? Si te animas a mirarla con tus ojos de yogui, me cuentas.

Ten un buen día y cuida tu energía.

Yoga Ganesha

 



Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba