Cultura

La ciudad recupera el auditorio de San Blas como espacio cultural

El alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, ha visitado el Auditorio de San Blas tras las obras de remodelación realizadas por el Ayuntamiento.

El regidor municipal ha destacado que la recuperación del auditorio aliviará la carga de la programación del Teatro Liceo y dará cabida a actividades culturales, musicales y escénicas tanto de grupos locales, como de fuera de Salamanca.

Además, este auditorio continuará siendo la sede donde ensaye la Banda Municipal de Música, dirigida por Mario Verche.

Historia de una recuperación

A finales de 2013 se procedió a la reparación de la cubierta de la zona de vestuarios y oficinas, a la restauración y consolidación de la espadaña, a la reconstrucción del forjado del escenario, al arreglo del sistema de calefacción, pintura de paredes, colocación de rodapiés y baldosas. Todas estas obras se hicieron con un presupuesto de 40.000 euros. Esta semana se ha rehabilitado la puerta principal de entrada y la que se encuentra en la parte trasera del auditorio.

En los próximos meses, el Ayuntamiento de Salamanca adjudicará los trabajos de reconstrucción del resto de la cubierta, por un presupuesto estimado de 49.000 euros. Estos trabajos son compatibles con la reapertura del auditorio de San Blas como espacio cultural y en entre los meses de abril y mayo ya hay tres actividades programadas.

Tres conciertos programados entre los meses de abril y mayo

La primera de las actividades programadas será el concierto de Semana Santa del Coro Municipal “Santa Cecilia” el 1 de abril, comenzará a las 20’30 horas y la entrada será gratuita con invitación. El programa que interpretarán está dividido en tres partes, la primera está dedicada a la música medieval, la segunda serán cantos a la Virgen y la tercera Polifonía renacentista, en la que incluyen una selección del Oficio de Semana Santa de Tomás Luis de Victoria.

La segunda actividad programada será el concierto de Semana Santa que ofrecerá la Coral Eufonía el jueves 10 de abril, a las ocho de la tarde. Dirigido por José Luis Martínez Garvín, este coro lo forman 45 personas que, distribuidas en cuatro cuerdas, interpretan obras polifónicas, tanto populares como de música sacra, y propias de celebraciones litúrgicas. En esta ocasión interpretarán canciones de Anton Bruckner, Tomás Luis de Victoria o Bach, entre otros.

Y por último, el 24 de mayo, el Grupo de cuerdas y piano de la Escuela Superior de Música Reina Sofía, “Grupo Albéniz”, ofrecerá un concierto organizado dentro del Festival de Música de Cámara en las Ciudades Patrimonio de la Humanidad de España.

El Auditorio de San Blas: su historia

Tal como describe el profesor Antonio Casaseca en el Callejero Histórico de Salamanca, la iglesia de San Blas fue construida en 1222 y consagrada en 1270. La disposición y planta de la capilla mayor era rectangular y tomaba como modelo San Julián, sin embargo en 1768 Jerónimo García de Quiñones propuso modificarla por otra disposición circular.

La zona en la que se encuentra el templo quedó muy afectada por la Guerra de la Independencia y su reconstrucción era prácticamente inviable ya se habían perdido parte de las casas de la feligresía por la explosión del polvorín en octubre de 1812. No obstante continuó como parroquia hasta 1887 y con posterioridad siguió celebrándose culto en ella como filial de La Purísima.

Años después, la Iglesia de San Blas se convirtió en una carbonería hasta que fue restaurada como auditorio municipal. Desde la década de los 80 del siglo XX el Ayuntamiento ha programado en este espacio diferentes actividades culturales como monólogos, ciclos de corales, conciertos de pequeñas formaciones musicales o conciertos de música de cámara.

Desde el año 2010 permanece cerrado y ahora, gracias a las obras de remodelación realizadas por el Ayuntamiento, reabrirá sus puertas para seguir siendo un espacio cultural municipal, gestionado por la Fundación Salamanca Ciudad de Cultura y Saberes.

 


Noticias relacionadas

Un comentario

  1. Esto que quiere decir, que Salamanca está viva?, que está resucitando de su letargo?. Muchos somos los que hemos pasado por el Auditórium de San
    Blas y hemos asistido a conciertos y obras de teatro importantes. Siempre fue un referente en los jóvenes. Además de dar oportunidad a muchos salmantinos a representar sus obras, también nos dio oportunidad a los jóvenes de disfrutar a un precio popular y en muchos casos gratuito. Espero que siga en esa línea y felicito a todos los salmantinos por esta apertura.

Deja un comentario

Botón volver arriba