Opinión

Calmar la mente…

 

Hola, yogui, bienvenido. ¿Cómo va tu vivencia en esta pandemia y fases de desescalada? Espero que bien y que sigas con tu práctica. Hoy quiero acercarte un pranayama.

 

Pranayamas son los ejercicios de respiración que nos ayudan a calmar la mente y el sistema nervioso. Nos van a permitir que el prana (la energía) fluya más fácilmente.

Hoy vamos a ver Nadi Sodhana pranayama, donde realizamos la respiración alterna y te digo cómo hacerlo. Comenzamos.

Postura:

Siéntate en tu postura de meditación y poco a poco ve alargando tu espalda, siente que tu columna vertebral está erguida. Relaja el gesto. Que tu postura sea firme, estable y confortable a la vez. Esto hace que sea una postura natural.

Manos:

Con las manos realizamos dos mudras (los mudras son gestos con tus dedos, el yoga de las manos). Mano izquierda: índice y pulgar juntos, resto de dedos estirados (gyan mudra), y la mano reposando sobre tu pierna. Mano derecha: dedo índice y dedo corazón flexionados hacia adentro, de tal forma que las yemas toquen la palma de tu mano, manteniendo el resto estirados (visnu mudra). De esta forma vamos a ayudarnos del dedo anular y el pulgar para ir tapando una fosa nasal o la otra de forma alterna.

Respiración:

Antes de comenzar, vamos a observar nuestra respiración sin intención de cambiarla, solo observar. ¿Dónde nace tu inhalación y dónde muere tu exhalación? Después de unas cuantas respiraciones, hacemos una inhalación amplia, larga y profunda, y una exhalación suave y lenta. Para este pranayama, Nadi Sodhana, empezaremos siempre inhalando por la fosa nasal izquierda y tapando la fosa nasal derecha. Después exhala por tu fosa nasal derecha, y vuelve a inhalar por la misma. Exhala por la fosa nasal izquierda.
Eso es una vuelta completa. Hacemos varias vueltas, si ya lo practicas con regularidad puedes añadir un tiempo a la inhalación y exhalación, y añadir tu retención después de inhalar.

Para terminar, siempre lo haremos al exhalar por la fosa nasal izquierda. Si durante el pranayama tu mente se escapa y te pierdes, vuelve al principio, inhalando por tu lado izquierdo.

Puedes realizar este pranayama unos diez minutos y disfrutar de sus beneficios. Es posible que después de realizar este ejercicio de respiración te encuentres con menos tensión, más calmado y con menos ansiedad.

Beneficios:

  • Aporta concentración a tu mente.
  • Sincroniza y equilibra tus dos hemisferios cerebrales.
  • Reduce el estrés y la ansiedad.
  • Disminuye tu ritmo cardíaco.
  • Purifica tus dos canales energéticos principales (nadis ida y píngala).
  • Tu energía fluye más fácilmente.
  • Limpia tus pulmones y fortalece tu sistema respiratorio.
  • Reduce los dolores de cabeza.

Extra: Ideal para antes de meditar, querido yogui. ¡Ah! Enlace al vídeo:

Y con esta ciencia de controlar tu respiración, te deseo un buen día y que cuides tu energía.

 


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba