Sucesos

Enterró con vida a su marido con cal viva

Beatriz, la viuda negra de Godelleta, no tuvo piedad

La Policía ha destapado los horrores de la llamada viuda negra de Godelleta (Valencia), acusada de matar a su marido, que sufría una enfermedad degenerativa que lo tenía postrado en silla de ruedas.

 

A medida que se iban atando cabos sobre lo ocurrido aumentaba el grado de crueldad y de horror.

Dos meses antes de matar a su marido Isaac, expolicía local de Catarroja con la invalidez debido a la ataxia que padece, alquiló una parcela en la localidad.

Allí fue donde trasladó a su marido en el coche especial para poder trasladar a personas en sillas de ruedas. Luego se supo que obligó a ayudarle a su hijo de 17 años.

Al llegar golpeó a su marido con un bloque de hormigón, pero como no lo mató, trató de asfixiarlo con una cuerda. Cuando creía que lo había conseguido, lo enterró y lo sepultó bajo varios sacos de cal viva para acelerar su descomposición.

Así lo confesó el hijo de la pareja, La ultima sorpresa llegó con la autopsia, porque el forense reveló que había tierra en los pulmones e la víctima, un indicio de que había sido enterrado vivo.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba