Local

Un testigo dice que el pago de las cuotas a los morosos del PP se acordó en una reunión de partido

Avanza la investigación sobre las primarias de 2017 en Salamanca

Uno de los seis testigos que el martes pasado desfilaron por los juzgados de Salamanca para declarar como testigos sobre la presunta financiación ilegal de las primarias del PP de 2017 que finalmente ganó Mañueco, declaró que hubo una reunión del partido en la que intervinieron prácticamente todos los diputados provinciales del PP y asesores, unas 20 personas, en la que se acordó amortizar las deudas de los afiliados morosos, según ha podido saber La Crónica de Salamanca.

 

Ese habría sido el embrión de la operación contrarreloj que se improvisó para llegar a tiempo a la cita. Las primarias se convocaron el 9 de marzo para hacerlas el 17 de marzo y entre el 14 y el 17 se ingresaron en Salamanca las cutas de los afiliados que votaron a Mañueco.

Este testigo ubicó la operación que ahora se investiga en el corazón del partido. Dijo que en el encuentro había 20 personas (entre diputados provinciales y asesores) y se estableció que se tenía que recaudar para pagar las deudas de los afiliados.

El último en declarar el pasado martes fue el diputado nacional José Antonio Bermúdez de Castro, que en 2014 fue ponente de la ley de financiación de partidos, pero todo lo que declaró fue contrario a esa norma y lo que defendió él mismo en su ponencia.

Hubo intermedios en la sesión de declaraciones ante el juez (seis cargos del partido) y se comunicaban entre ellos. Bermúdez, casualmente, quedó el último y conoció lo que declararon sus antecesores (aunque al menos dos salieron del juzgado antes de que él llegara), lo que le permitió unificarlas y tratar de enturbiar algunas cosas que dijeron los que le precedieron y que podían perjudicarles.

primarias pp bermudez castro (23)
El diputado del PP por Salamanca José Antonio Bermúdez de Castro entra en los Juzgados.

Dijo sin que nadie se lo preguntara o planteara que no hubo reunión del partido, sino que al salir de una reunión en las escaleras de la sede se comentó informalmente a ver si se juntaba el dinero para amortizar deudas de afiliados morosos. Explicó que lo hicieron terceras personas (los que pagaron las cuotas de los morosos) y no el partido.

Bermúdez mantiene que fue un tema fuera del partido, por lo que no se le puede aplicar la ley de partidos, algo que contradice lo que declaró previamente el testigo que explicó la reunión donde se habría organizado todo y su propia versión de que fue en la sede del partido /(las escaleras).

Casi todos los que comparecieron coincidieron en que nadie sabe dónde se acordó recaudar dinero para pagar las cuotas de los afiliados morosos (casi mil, todos salvo los cargos que viven de la política), ni quién debía la cuota, ni nadie agradeció que les pagaran la deuda con el partido para poder votar en las primarias.

Estos seis testigos forman parte de los 38 que en 2020 afirmaron bajo juramento haber entregado dinero en metálico para pagar las cuotas de esos afiliados, reconocen que no lo llevaron al partido, sino que canalizaron ese dinero, sin recibo de por medio, a través del grupo del PP en la Diputación, presidida por el también presidente del PP salmantino, Javier Iglesias, que ya declaró en su día como testigo, ofreciendo un testimonio incoherente y en el que también reconoció algo que acaba tumbando el argumento principal del PP en esta causa: que solo pagaron una deuda a terceros, versión que también asumieron en su día el juez y el fiscal.

javier iglesias declara primarias PP (7)
Javier Iglesias entra en los juzgados, en abril.

Las aportaciones con billetes en mano sumaron 17.350 euros mientras que otras realizadas mediante ingresos bancarios, pero también de carácter incierto, ascendieron a 23.655 euros.

Aunque el PP se aferra a que lo que se ha hecho es “pagar una deuda a terceros”, la versión de la gerente y la que los distintos testimonios acaban sacando a relucir, aunque sea sin querer, es que se ha pagado dinero en metálico al partido o a través del cajero de caja Rural de la Puerta de Zamora, lo que constituye una donación, algo que está expresamente prohibido por la ley de partidos. Para ser el pago de una deuda a terceros, tendrían que haberle dado personalmente el dinero a los afiliados y que ellos pagaran las cuotas con esas cantidades.

La ley sobre financiación de los partidos prohíbe las donaciones en metálico y, además, que sean finalistas, o sea, que se le diga al partido para qué le dan ese dinero (en este caso para pagar las cuotas de los afiliados morosos).

Otro aspecto que compromete la estrategia del PP en este caso es que, al efectuar entregas dinerarias al partido con el objeto confeso de pagar cuotas de morosos, el donante deja en manos de la organización quién pasará a adquirir el derecho de voto y quién no en el proceso de primarias.

Los donantes son afiliados y lo hicieron con una finalidad, o sea, que el partido no era ajeno a lo que ocurrió, según se desprende de algunos testimonios en sede judicial, a pesar de los intentos de Bermúdez de Castro para enfangar el caso.

Varios de los que declararon el pasado 1 de junio en el juzgado dejaron muy señalado a Javier Iglesias, presidente del PP de Salamanca y de la Diputación (amén de concejal en Salamanca), como cabeza visible de la operación, como presidente del partido y de la Diputación, instalaciones donde se entregaron los sobres en blanco con el dinero de los cargos que dicen pusieron de su bolsillo (aunque tienen dificultades para justificarlo cuando no aportan explicaciones inverosímiles, como que lo que pusieron se corresponde con un extracto del cajero de dos y tres meses antes, incluso, de que se supiera que habría primarias para el PP regional en marzo y que había que pagar las cuotas de casi un millar de afiliados, lo que alimenta la tesis de que el dinero podría tener otra procedencia aún sin aclarar).

Llega ahora un reguero de declaraciones para tratar de aportar más luz sobre un asunto que corre el riesgo de convertir a Iglesias en un cabeza de turco aprovechando el inminente congreso provincial del partido, y cargarle toda la responsabilidad con el fin de intentar pasar página como si fuera un cambio de sede del partido para borrar el pasado.

Noticias relacionadas

5 comentarios

  1. Si fueron a declarar como testigos 6, y solo uno (Salva Cruz) está entré los renovadores…pues blanco y en botella. A ver cuándo va a declarar el cabecilla y principal beneficiario de la recaudación, los votos masivos y la victoria en el congreso

  2. el señor X todos sabemos quien es no se necesita juez para este caso esto es el PP sin mas no nos podemos extrañar son practicas habituales lo llevan en los genes

  3. El señor Iglesias presidente…ni sabe ni contesta…eso si que no le quiten su silllón? Por el bien del partido pf vete y cierra la puerta al salir!!

  4. curioso que esta importante investigación no tenga el más mínimo reflejo en los demás medios locales. Ni una palabra al respecto. Su connivencia o màs bien, sumisión con el PP es absoluta.

Deja un comentario

Botón volver arriba