Opinión

Ni caso

Parte de las trabajadoras de la residencia de ancianos de Barruecopardo después de años de conflicto entre nosotras y darnos cuenta que así no se consigue nada, nos hemos unido para luchar por nuestros derechos como trabajadoras.

Nuestro primer paso fue comunicar por escrito al señor alcalde y diputado don Jesús María Ortiz que como el Ayuntamiento es propietario de dicha residencia, le pedimos que dialogue con el señor Juan Luis Ordaz, administrador de la residencia y aclaré por qué no da vacaciones, no paga nocturnidad, días propios los tenemos que cambiar entre nosotras porque tampoco los da, y pidiéndole que si no les es rentable la residencia como él nos dice continuamente, que rescinda el contrato.

A día de hoy nuestro alcalde no se ha puesto en contacto con nosotras, deducimos que porque no le importa nuestra situación,  y la pregunta que nos hacemos es: ¿Somos un número a la hora de votar y después nada? Le damos las gracias por el ímpetu que ha puesto en nuestro caso y por su apoyo nulo.

Asimismo, le damos las gracias a las trabajadoras Sonia y María Ángeles por su apoyo. Así da gusto.

Una trabajadora de la residencia de Barruecopardo


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba