Local

Tenemos menos muertes de corazón y respiratorias que la media nacional

  • La región sólo tiene peores resultados en los fallecimientos por accidentes

  • Castilla y León tiene la segunda menor tasa de mortalidad asociada al tabaquismo

Un informe del Ministerio de Sanidad pone de manifiesto que la tasa de mortalidad estandarizada es un 9 % más baja en Castilla y León que en el conjunto de España. Las tasas de mortalidad ajustadas en la Comunidad son inferiores a las españolas en 11 de las 15 principales causas de muerte, sobre todo en lo relacionado con las enfermedades del corazón y de las vías respiratorias inferiores.

 

Un estilo de vida saludable, el medio ambiente, factores biológicos y el sistema de asistencia sanitaria han hecho posible que, según los últimos datos, publicados en el estudio ‘Patrones de mortalidad en España, 2011’, Castilla y León haya logrado situarse un 9 % por debajo de la media de España en mortalidad ajustada, con 439,5 fallecimientos por cada 100.000 habitantes, frente a los 481,4 por cada 100.000 habitantes del conjunto nacional.

De hecho, Castilla y León es la Comunidad Autónoma con la tercera menor (y por tanto, mejor) tasa de mortalidad ajustada, sólo por detrás de Madrid y Navarra. Esa tasa ajustada diluye el efecto del envejecimiento de la población, que es mayor en Castilla y León y es la principal causa de fallecimiento.

Atendiendo a los datos recogidos en el informe, en el año 2011 se produjeron en España 387.911 defunciones, lo que supone una tasa bruta de 841,0 fallecimientos por cien mil habitantes/año, y una tasa ajustada por edad de 481,4 defunciones por cien mil habitantes/año. En las personas residentes en Castilla y León, en el mismo año 2011, se produjeron 27.075 defunciones, con una tasa bruta de 1.090,0 fallecimientos por cien mil habitantes/año, y una tasa ajustada por edad de 439,5 muertes por cien mil habitantes/año.

Mayor envejecimiento

Tal y como se preveía, la tasa bruta de mortalidad de Castilla y León es superior a la española, como consecuencia del mayor envejecimiento en la comunidad autónoma. Estas tasas están muy influidas por la estructura de edad de la población, que es el principal elemento que explica la mortalidad como fenómeno demográfico. Por ello, las tasas de mortalidad ajustada se elaboran con una corrección demográfica, igual para todos los países y territorios, de modo que se muestra la mortalidad que tendrían los diferentes territorios si su nivel de envejecimiento fuera el mismo en todos ellos.

El informe analiza de manera específica 15 causas de muerte, que suponen más del 75 % de los fallecimientos tanto en España como en Castilla y León. Cabe destacar que las tasas de mortalidad ajustadas en Castilla y León son inferiores a las españolas en once de ellas, casi coincidentes en cáncer, diabetes mellitus y septicemia, y sólo son superiores en el caso de los accidentes.

Además, Castilla y León se encuentra entre las tres mejores comunidades, con menores tasas de mortalidad ajustada, en cuatro de estas causas: enfermedades cerebrovasculares (es la tercera mejor en el ránking); enfermedades crónicas de las vías respiratorias inferiores (segunda), enfermedad de Alzheimer (tercera) y Nefritis, nefrosis y síndrome nefrótico (tercera).

Alcohol y tabaco

Finalmente, el Informe del Ministerio analiza las defunciones por enfermedades relacionadas y atribuibles al tabaco y al alcohol en cada una de las comunidades autónomas.

Los resultados muestran que Castilla y León es la segunda con menor tasa de mortalidad ajustada relacionada con el tabaco (117,5 defunciones por cada 100.000 habitantes, por debajo de la media española de 133,6), y la octava comunidad en cuanto a los fallecimientos relacionados con el consumo de alcohol (37,2 defunciones por 100.000 habitantes, ligeramente por debajo de la media española de 37,8).

 


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba