fbpx
Jesús Málaga

La plaza de Santa Teresa

JESÚS MÁLAGA: ‘Desde el balcón de la Plaza Mayor’ (Memorias de un alcalde)

Salamanca tenía en 1979 más de un centenar de plazas. Es una ciudad que está diseñada para el encuentro. Muchos de estos lugares nacieron al desaparecer el templo a cuyo alrededor había nacido un pequeño barrio en la repoblación iniciada por Raimundo de Borgoña.

Del centenar de plazas, una decena, las más céntricas y bellas, estaban cuidadas, pero el resto se encontraban abandonadas, muchas de ellas sin urbanizar. A la vez que eliminábamos el barro de las calles emprendimos una campaña de intervenciones en las plazas de la ciudad que abarcó a un gran número de ellas.

Para conmemorar el cuarto centenario de la muerte de Santa Teresa y el primero de la fundación de Caja Salamanca se urbanizó la Plaza de la Santa de Ávila. Para ello conseguimos que la Caja corriera con los gastos. Aquel espacio rural, desestructurado y sucio, se ajardinó con árboles de ornato: el arce negundo, tamarindos, el árbol de amor, el cerezo de flor y el árbol de Júpiter. Para decorar el entorno se construyó un pilar para recibir una escultura de Santa Teresa en bronce.

— oOo —

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba