fbpx
Jesús Málaga

La Casa de San Vicente Ferrer, la Ribera del Puente y el Colegio Menor de Cañizares

JESÚS MÁLAGA: ‘Desde el balcón de la Plaza Mayor’ (Memorias de un alcalde)

En una visita oficial a Salamanca realizada por el alcalde de Valencia, Ricard Casado, al pasar delante de la Casa de San Vicente Ferrer y verla en ruinas se ofreció para recuperarla con una subvención de su ayuntamiento.

La devoción a este santo predicador en Valencia está muy extendida y no concebía que los salmantinos tuviésemos abandonada la casa del santo levantino. La iniciativa privada restauró la vivienda y no hizo falta la intervención valenciana.

Todos los edificios de la Ribera del Puente recibieron ayudas máximas a la rehabilitación, las de un millón de pesetas.

Fue una medida acordada por el Ayuntamiento, la asociación de vecinos Bateum e Integración Gitana. Previo al inicio de las rehabilitaciones se procedió al apuntalamiento de ocho casas que corrían peligro de derrumbarse. En febrero de 1987 comenzaron las obras, a la vez que se urbanizaba la Ronda entre Puentes.

El Ministerio de Educación solicitó un solar al Ayuntamiento de Salamanca para instalar el nuevo Conservatorio Profesional de Música. La Corporación adquirió el suelo del Colegio Menor de Cañizares y de inmediato su solar y los restos de su iglesia fueron transformados en un hermoso lugar para el aprendizaje de la música.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba